sábado, 21 de marzo de 2015

Tú no eres una Casualidad. Salmo 139.

Muchas personas se sienten frustradas al pensar que su nacimiento no fue producto del deseo de sus padres que fueron concebidas en una noche de placer incontrolable y que no estaba dentro de los planes de sus padres. 
No importa si tus padres no deseaban concebirte ellos tan solo fueron utilizados por Jehovah porque dentro de sus planes ya estabas tú. V 13 “Porque tú formaste mis entrañas; Tú me hiciste en el vientre de mi madre
Estabas en lo oculto de tus padres pero nunca de los ojos y las intenciones de Dios. V 15-16 “No fue encubierto de ti mi cuerpo, Bien que en oculto fui formado, Y entretejido en lo más profundo de la tierra, Mi embrión vieron tus ojos, Y en tu libro estaban escritas todas aquellas cosas Que fueron luego formadas, Sin faltar una de ellas
El saber que no somos producto de la casualidad debe generar en nosotros un gran sentimiento de alegría y agradecimiento. V 14 “Te alabaré; porque formidables, maravillosas son tus obras; Estoy maravillado, Y mi alma lo sabe muy bien.
Que ganamos nosotros al ser elegidos por Dios para venir a este mundo.
1.Él Nos puede entender porque nos conoce perfectamente. V 1-2 “Oh Jehová, tú me has examinado y conocido, Tú has conocido mi sentarme y mi levantarme; Has entendido desde lejos mis pensamientos
2. Nuestra vida es controlada por Dios. V 3 “Has escudriñado mi andar y mi reposo, Y todos mis caminos te son conocidos” esto nos garantiza que si nos dejamos guiar por el tenemos el éxito asegurado.
3. Antes de que le pidamos algo el ya sabe lo que necesitamos. V 4 “Pues aún no está la palabra en mi lengua, Y he aquí, oh Jehová, tú la sabes toda
El saber todo esto debe transformar nuestra vida en algo maravilloso. V 6 “Tal conocimiento es demasiado maravilloso para mí; Alto es, no lo puedo comprender.” alégrate deja esa actitud de derrota. Tú no eres cualquier cosa ere la máxima creación de Dios.
4. La presencia de Dios siempre estará con nosotros. V 7-8 “¿A dónde me iré de tu Espíritu? ¿Y a dónde huiré de tu presencia?,Si subiere a los cielos, allí estás tú; Y si en el Seol hiciere mi estrado, he aquí, allí tú estás” donde esta Dios hay paz, hay sanidad.
5. Con Dios siempre tendremos una esperanza. No importa cuán oscura parezca la noche con Jesucristo siempre tendremos luz. V 11-12 “Si dijere: Ciertamente las tinieblas me encubrirán; Aun la noche resplandecerá alrededor de míAun las tinieblas no encubren de ti, Y la noche resplandece como el día; Lo mismo te son las tinieblas que la luz
Lo único que Dios espera de nosotros es que seamos siempre agradecidos con él por sus maravillas.  V 13-14 “Porque tú formaste mis entrañas; Tú me hiciste en el vientre de mi madre, Te alabaré; porque formidables, maravillosas son tus obras; Estoy maravillado, Y mi alma lo sabe muy bien.
6. Los Pensamientos de Dios siempre serán de bien para nosotros. V 17 ¡Cuán preciosos me son, oh Dios, tus pensamientos! ¡Cuán grande es la suma de ellos!
7. Dios se encarga de nuestros enemigos. De los que nos atacan por no conocer de Jesucristo nuestro salvador. V 18 “Si los enumero, se multiplican más que la arena; Despierto, y aún estoy contigo.
Tú eres lo más maravilloso nunca permitas que personas perversas te hagan creer lo contrario. Valórate a ti mismo no importa si no tienes las mismas cualidades de otros tu eres especial para Dios y para los demás si no te menosprecias
Resultado de imagen para recomienda a tus amigos
>